23 de octubre de 2010

Semintweet


Sabado 30
The fourth portrait podria haberme parecido una de las grandes del festival de no ser porque el café que me tomé antes era agua manchada y por primera vez este año me quedé dormido en la sección oficial. Tiene muy buena pinta la unica pelicula de asia oriental de todo el festival, lo que confirma esta tendencia como uno de los grandes peros de la seminci. Vidas Pequeñas no entraba, con razon, en mi programa. Si tengo que agradecer a las recomendaciones varias el haber ido a ver Incendies (la revelacion del festival), esta me la podria haber ahorrado sin problemas. Empecé la seminci con la primera de Chabrol y la termino con la ultima, Bellamy, muy en la linea de sus peliculas desde los 90: actuacion intencionadamente acartonada, universo extraño en apariencia normal, etc. Curling es la ultima de la armada invencible canadiense que nos ha invadido este año (Incendies, Les amours imaginaires, A l'origine d'un cri) y no la peor, con un final abierto y original y una sobriedad formal acorde con la historia que cuenta.

Me he quedado sin ver la esperada Rabia o Sebbe, que tenia buena pinta y se llevo premio y acaso el documental Gasland, pero bueno no se puede ver todo. He ignorado soberanamente el ciclo sobre Brasil. Una tendencia que me ha gustado ha sido la de escuchar buen rock con el sistema de sonido de los cines: (Radiohead en Incendies, Clap Your Hands en Obselidia, Sparklehorse en Garbo...). De los premios no hay mucho que decir: que si pones a un totem del cine de autor a competir con un puñado de novatos y/o desconocidos, pues el tio, sin sorpresas, se lleva el gordo. Si la pasada edicion destaco por su mejoria en la organizacion, este año sera recordado por la mejoria del nivel general de las peliculas: la recuperacion de punto de encuentro y la abundante y sobresaliente seccion documental de tiempo de historia, en muchas ocasiones superior a las ficciones presentadas. Para el año que viene quedaria mejorar los ciclos paralelos. Aunque el festival ha recuperado parte del prestigio perdido, la atencion mediatica sigue siendo mas baja que antes (el bajonazo de presupuesto es responsable de esto en buena medida) y muchos seguimos echando en falta el antiguo modelo de seccion oficial, en el que se nos traian las grandes peliculas de cannes junto con grandes mierdas. ahora casi todas las peliculas son muy dignas (esta desaparenciendo el pataleo en el calderon y con el la reputacion de dureza del publico semincero) pero pocas sobresalen como en su dia lo hacian las de Kitano, Von Trier o Wong Kar Wai. Pero bueno podriramos estar horas teorizando sobre el rumbo del festival y esto es un tweet extendido asi que lo dejaremos aqui por ahora.


Viernes 29
Garbo narra la increible historia del doble agente catalan que espiaba para ambos bandos en la segunda guerra mundial y consiguio hacer creer a los nazis que el desembarco tendria lugar en calais. las expectativas eran muy altas y el documental las cumple casi todo el tiempo, aunque en su primera parte resulte algo caotico y desordenado. The Unmaking of es el primer falso-falso documental de la historia: este meta-meta cine ya no sorprende pero es francamente bueno y la confusion acerca de lo que es cierto o no forma parte de su encanto. Si es Garbo nos lo tenemos que creer todo aunque francamente resulte dificil, aqui todo parece completamente cierto (incluido el encuentro posterior con el publico) y sin embargo lo mas probable es que todo sea completamente falso. da igual. el resultado es el colofon de una seminci plagada de buenisimos documentales españoles. 

Jueves 28
Sin Retorno esta bien hecha y no hay mucho que reprocharle aunque tampoco tiene nada de obra maestra. la trama de intriga se sujeta sola y la tension soterrada de muchas secuencias te deja una buena sensacion final. Celuloide colectivo es interesante por el tema (el cine anarquista durante la guerra civil) pero es bastante plano y de nuevo odiosa musiquita con violines nostalgicos. Celda 211 no se merece toda la atencion que se le ha prestado. Mala no es, pero si fuera americana ya nadie la recordaria.

Miércoles 27
Nunca me arrepentiré de todo el dinero que me gasto en la Seminci. Aunque precisamente una de las pocas que me han salido gratis ha sido una de las mejorses hasta ahora: Incendies, otra canadiense (pero qué leches pasa en ese pais en que vive menos gente que en españa y tienen buenisimas peliculas, mejores grupos de rock y el national film board of canada??). ya es la favorita en todas las quinielas.
me acaba de saludar la mejor profe que tuve en el instituto, la que casi me convence de estudiar Historia. Maria Antonia me quitaba las faltas porque sabia que me escapaba de clase para ir a ver Rompiendo las Olas en un pase matinal a mis tiernos 16 añitos.
Esta noche el documental mas esperado (junto con Garbo), del que ruben me cuenta que sus distribuidores vienen con gafas de vision nocturna para vigilar que nadie grabe la peli durante el pase. de pronto me han entrado ganas de delinquir. los del subtitulado, que son los mismos que en el festival de nantes, se han pasado a ubuntu y ya no se les cuelga el programa. esa marta! Inside Job, enesimo pero buen documental americano sobre la crisis, insistiendo en detalles economicos que no suelen mencionarse en otros y subrayando en exceso la responsabilidad de las agencias de calificacion, como si todo el capitalismo pudiera colapsar porque unos tios digan que tal o cual deuda es segura...

Martes 26
Ahhh, Picco: la pelicula mas esperada del festival decepciona en parte. a mi siempre me tiran esas pelis que critican lo penitenciario como lugar en el que no se reeduca al individuo sino que se lo estropea, y ademas esta describe decentemente el descenso al infierno moral del protagonista. pero es cierto que la investigacion sobre el origen de la violenciaes mucho mejor en la palma de oro del año pasado, the white ribbon de haneke, director de la que Picco es claramente deudora (funny games, anyone?). esta se queda a medio camino entre un intento de blockbuster y de reflexion-descripcion y al final ninguna de las dos cosas. pero la recomiendo: el cine extremo es hoy mas necesario que nunca, en un panorama desolador en el que solo se puede elegir entre cine de autorisimos y palomitismo absurdo.
luego estupendo y gracioso documental del sorprendente Chema de la Peña sobre la nueva comedia madrileña de principios de los 80. mas tarde la flojilla ultima peli de fatih akin en la que el interes reside en que sale Hamburgo todo el rato con sus puentes de hierro y su agua por todas partes (la venecia del noreste?) y al final una inesperada israeli que no va sobre los Recursos Humanos aunque su titulo lo de a entender (bueno, quizas en realidad sí).

Lunes 25
Mi corto ha sido recibido con cierta frialdad, quizas porque un lunes a las nueve de la mañana no es el mejor momento del mundo para ver cine. Esta feo que lo diga yo pero es el mejor corto de los que hemos visto hasta ahora. Cyrus, que cubre el cupo estadounidense de la seccion oficial, no me ha parecido mal. entretiene y no es tramposa, que ya es bastante visto el panorama. aroma indie pero sin seguir los railes habituales de este (bueno, un poco si). 40 minutos de cola en el calderon para coger las entradas del resto de festival, y eso que no habia ni una docena de personas delante mio.
Este año hay muchos buenos documentales. se dice que este genero vive una edad de oro en españa. son factura clasica, algo planos, con la odiosa musiquita de piano nostalgico para que nos emocionemos mas pero, qué narices, cuando son buenos, son buenos y el de Negrin y la guerra civil es muy emocionante. Punto de encuentro era la seccion mas defenestrada del festival pero parece que recupera el pulso: Obselidia parece la tipica indie norteamericana (chico triston y rarito salvado por pizpireta que huye de lo convencional, con eternal sunshine como cumbre absoluta de este subgenero) pero el prota, un improbable cruce entre Sheldon ("desde que la reproduccion puede hacerse in vitro el amor ha dejado de ser necesario"), Kyxrmo y servidor, justifica la peli por si solo.

Domingo 24
La de Kiarostami es de momento la mejor que he visto sin tener el nivel al que acostumbra. Pero sus temas recurrentes (niños brutalmente maduros, los planos secuencia en los coches, etc) son suficientes. Eso y Binoche, claro. merecido premio a la mejor actriz en cannes por esta peli. la mosquitera lo intenta, creo que no lo consigue pero va, pase. a luis miñarro se le perdona todo porque es el unico productor español que arriesga. luego el tipico dramon familiar danes pero muy lejos del nivel de uno de los mejores paises del mundo en lo que se refiere a esto de las fotos que se mueven. y por fin peli decente y descriptiva suiza de titulo rock, songs of love and hate, pero tipica de punto de encuentro: nada de lo que se supone que tiene de arriesgado lo es y sin embargo ese intento de riesgo se deja la calidad final en el camino. pero ya digo, teniendo en cuenta lo visto hasta ahora, defendible. Y es que cualquier excusa es buena para asistir a una sesion del Teatro Zorrilla, la otra joya de la corona del festival. no se lo pierdan.

Sabado 23
Arranca el 55 festival de cine de valladolid. la de Bollain: buena para lo que es y por lo que representa. concesiones comerciales a mansalva y algo decepcionante en ese sentido. pero el tema termina legitimando. por fin una pelicula anti 12 de octubre que llegara al publico. porque si tenemos que contar con la escasisima distribucion del documental apaga y vamonos (sobre las tropelias de endesa en america latina) mal vamos.
habra pitada general al alcade esta noche en la gala de inauguracion? por lo pronto la ministra de cultura cancela su asistencia. que me dejen su acreditacion.
Albaladejo, o como se escriba, en su linea: bien sin pasarse y lejos de su mejor forma. Pero no tan mal como esa bajona de Heroes de un tal Pau Freixas. Menos mal que se cierra el dia con la primera de Chabrol e iniciadora de la nouvelle vague. El Calderon esta espectacular por dentro, como siempre. buena idea lo de retransmitir la gala en el exterior para que el vulgo adore a Banderas.

18 de octubre de 2010

Prueba de agudeza visual

Adivinar, en menos de cinco segundos, qué llama MUCHO la atención
en esta imagen del programa de la quincuagesimoquinta Seminci.

13 de octubre de 2010

Día internacional del "ponte traje"

Hoy miércoles 13 de octubre es el International Suit Up Day, creado por Barney Stinson. Las Casualidades han querido que el lunes proyectara Viridiana y el martes La Caza (en mis sendos talleres de cine) y que en ambas se pronunciara la frase "si te arreglaras un poco estarías más guapa" (unos jovencísimos Paco Rabal y Emilio Gutierrez Caba dixit), máxima Villaverdiana que nunca compartí en su faceta universalista, pero que me gustaría poder cumplir en un día tan especial como este. Juro que si tuviera traje lo llevaría hoy a mis siete clases, como hace (sin celebraciones mediante) otro de los lectores de español, americana y corbata incluidos. Algunas camisas que me legó José Antonio no me quedan tan mal...

10 de octubre de 2010

99 y 100

Ahora mismo son las 10:10 del 10 del 10 del 10 y ha llegado el momento de publicar, con ocho años de retraso, las dos cintas que iban a celebrar el centésimo recopilatorio del sello. El texto es de febrero de 2002:
"Como ya se anunció en meses anteriores, empiezan hoy a rodar las cintas para conmemorar las 100 referencias de Chilled Records. En una deberéis grabar una canción que creáis que define lo más acertadamente posible vuestro gusto musical (o uno de los principales para los muy eclécticos); eso sí: prohibido escuchar las que haya grabadas antes (sobretodo prohibida la anterior). Veremos qué sale de esto, y si es publicable. En la otra deberéis grabar una sola canción también, pero esta vez una que estiméis que encaja bien a continuación de la que esté grabada antes. Os iré pasando las dos a la vez -en la segunda id apuntando "AUTOR nombre (disco, año y duración si puede ser, mejor)". A ver si conseguimos que nadie tarde más de una semana en pasarlas... e id proponiendo títulos para cada una de ellas (apuntadlos según os llegan las cintas)". Un breve resumen de lo que pasó. Para poder escucharlas tendréis que venir a verme a Nantes...

8 de octubre de 2010

La dulce venganza de Rodrigo Cortés

Este señor estrenó su primera película en 2006 sin pena ni gloria. Concursante lo tenía todo, y digo todo, para arrasar en la taquilla española y, por qué no, fuera. Es un thriller comercial de izquierdas (ya, ya: contradictio in terminis) de buena calidad, de esos que no abundan pero que suelen pegar el petardazo (La Habitación de Fermat sería la otra excepción, aunque el fracaso fue menor). Una película que terminaba dejando en bragas todo el sistema económico a través de los problemas a los que se enfrenta el ganador de un concurso de la tele. Es muy entretenida y acelerada y está bien hecha y el protagonista es guapo y no hay quien entienda por qué fracasó. Otro de esos errores de la industria del cine español, que no supo ver la joya que tenía entre manos (poca promoción para una película tan comercial, etc.).
Y ahí tenemos a Cortés ahora, conquistándolo todo (perdón, estaba a huevo) con Buried (otro thriller, barato esta vez), una película española que nadie considera como tal (rodada en inglés, lanzada gracias a Sundance) puesto que el éxito le está viniendo de allá en primer lugar. Otro director español que emigra (por falta de reconocimiento, como todos los que salen en los recientes reportajes de El País sobre los jóvenes que se van a trabajar al extranjero, ejem) pero al menos merecida venganza por el injusto fracaso de la anterior. Zas! En toda la boca.

7 de octubre de 2010

Hola a todo el mundo vs Walt Whitman

From the lie where the light began,
I bring to you all the sins we used to hide.
All the rivers! All the mountains! Are believers!
Our doctrine! No more preaching is considered!
From the land were the light began,
I bring to you everything you need to die.
All the rivers! All the mountains! Are believers!
Our doctrine! No more preaching is considered!
Our nature is not a trap! Watch them go!
Let´s watch them go!
Is it the face of the terrible ghost of faith!
I don't care! We don't care!
Were goes the path?
Where is the unspeakable master?
No, I say no! I will find supernatural prophecies,
to prove we all could know.
Even if no other in the world be aware.

6 de octubre de 2010

Young Marble Giants

Entre estos y los japoneses que vi en Scopitone, parece que una mano invisible insiste en que me ponga con la compilación sobre música de, inspirada por o inspiradora de videojuegos (chipmusic y aledaños). Sonarán desde Young Marble Giants (1980) hasta La Casa Azul (2010), no me digan que no apetece.

4 de octubre de 2010

La trampa (Inglaterra!) 3/3

Bueno, y entonces qué es lo que defiendo? Yo me he enganchando a series de calidad media (himym, fringe y bbtheory en estos momentos) por culpa de un personaje original (Sheldon, Barney...) que suele ser la nota discordante falsamente rebelde (pues al final siempre termina castigado o se nos presenta como el tipo deleznable o que nadie debería ser). Pero la única serie americana actual que sería capaz de defender (a falta de ver los Soprano y The Wire...) es la primera temporada de The Scene, algo realmente innovador tanto por su trama como su mayor cualidad: la forma en que está "rodado": se trata de capturas de pantalla en la que vemos desfilar conversaciones de chat. Y esa es prácticamente toda la acción (vemos a los personajes en una ventanita a modo de concesión comercial). Se trata de un thriller sobre la gente que consigue DVDs antes de que salgan para ponerlos en Internet. Con un contenido tan aburrido y una forma tan estática (capturas de pantalla, insisto!) han creado la mejor serie web (sólo puede verse por Internet y su duración no es constante) de todos los tiempos. Teoría de la Conspiración incluida.

Salvo por este ovni norteamericano, la verdad es que la mayoría de las buenas series de esta década son británicas. Encontramos diferencias sustanciales, como que no son productos manufacturados industrialmente, sino que el guionista suele ser el propio director y no un equipo entrenado de paramilitares que producirán 0,7 chistes por minuto. Ello hace que las temporadas duren tan solo seis episodios y que todo resulte menos artificial: todo es más crudo, más imperfecto. Algunas apuntan al espectro más amplio posible (con risas del público en directo incluidas, a lo Friends) pero otras se emiten en cadenas menos generalistas. En cualquier caso  todas responden a la herencia de dos mitos de la televisión como El Prisionero y Monty Python's Flying Circus.
Una de las propuestas más originales ha sido Dead Set, película troceada en cinco partes cortas cuyo primer episodio (doble) es esplendoroso. Denuncia poco sutil de la telerrealidad por la vía narrativa de una invasión zombi (o infectados, lo mismo da). En el otro lado del espectro de lo soportable tenemos a IT Crowd, la serie en la que se inspiró Big Bang Theory, cuya principal novedad reside en que los geeks son el tema central. Tiene momentos mucho más inspirados que otros, sin duda con el primero de la segunda temporada como cúspide humorística absoluta. Un humor aún más ácido carbura a The Office UK, falso documental que catapultó a Rick Gervais con su humor incómodo (y remake americano mucho más conocido), que luego reprodujo en la lamentable industria del cine y la televisión con la muy notable Extras. He oído maravillas de muchas otras que no he visto, como The Thick of It (la corrosiva película In The Loop deriva de ella), Little Britain, Red Dwarf, Life On Mars, Shameless, Father Ted...

No puedo cerrar esta serie sin citar a las únicas producciones españolas que merecen la pena, la mayoría de las cuales germinaron en Internet: Qué vida más triste, el videoblog Reflexiones de Repronto y, como no, Muchachada Nui. Plutón BRBNero parte de un muy buen guión pero su realización hace aguas por momentos. Algunos olvidos: la australiana Flight of the Conchords, que sigue un humor similar al de Gervais, o las chicas Gilmore (sí, amigos), con su namedropping esclerótico (es como Vincent Delerm hecho serie de televisión), o A dos metros bajo tierra (Six Feet Under). Y para cerrar, la mejor de todos los tiempos, una mezcla de Twin Peaks con Doctor en Alaska con Expediente X: la insuperable Riget (El Reino) de Lars Von Trier.

La trampa (narración desordenada) 2/3

De Pulp Fiction a Lost, pasando por Memento y todo tipo de artefactos filmico-televisivos, uno tiene la sensación de haber sido engañado (en el buen sentido) pero, en ocasiones, timado por estos becarios del guión posmoderno.

Como bien me recordó el otro día Degré Zero a través de la ya algo sobada cita de Godard ("una película ha de tener un principio, un desarrollo y un final, pero no necesariamente en ese orden" o algo así), ejemplos en los que la narración se nos presenta desordenada los hay a pares ya que es  un fenómeno muy de moda. Cuando todo el misterio de una trama gira en torno al hecho mismo de que se nos presenta bajo un prisma no lineal y, una vez ordenado, la trama es de lo mas convencional, me siento timado. Eso pasa con muchas temporadas de Lost, con Memento, con Fringe y con muchas otras series y películas. Pero otras son capaces de aportar algo más que desorden. La palma de oro a Pulp Fiction no fue porque la película estuviera desordenada. El éxito crítico de Primer o Cronocrímenes no lo causaron las lineas temporales paralelas. Cualquiera que vea estas películas comprenderá que la gracia no está en ese falso despiste, o al menos no sólo en eso.

Me sumaria a ese tweet tan representativo de ese fan que al terminar de ver el ultimo capitulo de Lost le gritaba a su director "how about you give me six years of my life back?". pero bueno yo he sido mas listo y solo he "perdido" un verano. Esto a Tarantino no le pasa. Memento hace de esto el núcleo de su dispositivo narrativo, sin el cual la película no es que sea mala, es que no existe. Lost lo utiliza cuando le da la gana y para impresionar. El 2x1 de la sexta temporada es para darle de collejas a JJ Abrams y a su becario Lindelof. Aunque, como decimos, todo depende de con qué se compare. Quizás el mayor mérito de Lost haya sido llegar a tanta gente retorciendo tanto su mecanismo narrativo (y educando de paso a toda una generación de superespectadores, como se comentó en su día).

Podemos distinguir tres formas de no-linealidad: desordenar lo sencillo (cronología inversa: Memento o 5x2, el efecto en el espectador se produce desde el principio), viajes en el tiempo o en las dimensiones (la lista sería muy larga y dispar, de Regreso al Futuro a Paprika, pasando por Matrix, Inception y muchas otras ya citadas: el efecto se produce a medida que vamos entendiendo la trama, con recurrentes golpes de efecto) y el falsodocumentalismo (F for fake, Zelig, Cravan vs Cravan, etc., en los que el efecto perturbador no proviene tanto del desorden como de la incertidumbre acerca de si es todo cierto, todo falso o un poco de ambos).


best. demotivational poster. ever. 

2 de octubre de 2010

La trampa (las nuevas series ya viejunas) 1/3


Algunos ya sabéis que no comparto el desmesurado entusiasmo que han generado las series de televisión americanas de esta década. Es muy evidente que hay una clara mejoría con respecto a la anterior, donde Friends (hoy How I met your mother) y Expendiente X (hoy Fringe) reinaban en el desierto mientras que productos con buena crítica (Doctor en Alaska, Frasier, Twin Peaks, Get a life, Dream on, Seinfield, etc.) tenían problemas para sobrevivir en horarios dignos y el prime time quedaba reservado a comedias moralizadoras con un target fragmentado por razas (!) o, peor aún, a series españolas cuya excelsa factura tan solo puede ser igualada por las francesas.
Pero para decir, como afirman muchos, que las series son mejores que las películas o que el auténtico talento está en la televisión, hay que tener un doble rasero crítico y bajar mucho, pero que mucho, el nivel de exigencia. Si comparamos series arquetípicas como Dexter o House con sus equivalentes pasados (de Urgencias para abajo) es evidente que podemos decir que han mejorado mucho y que algunas de ellas superan a sus equivalentes comerciales de Hollywood (con sus guiones trilladísimos, etc.) pero es que, en conjunto, incluso el cine americano más comercial (The Dark Knight, Shutter Island) le sigue dando muchas vueltas a todas estas nuevas series "complicadas" y "originales". Y todo ello en mucho menos tiempo para desarrollar personajes, etc.

Sin duda la inyección de dinero y la expansión de los canales por cable (temáticos) han favorecido una edad de oro de las series de acción (Prison Break, Lost, 24, Alias, etc.) y un salto de calidad en los guiones de las series de toda la vida, es decir, las de profesiones liberales (House, The Wire, Dexter, etc.) que, de golpe y porrazo, han adquirido una legitimidad artística que pocas habían logrado antes (Canción triste de Hill Street encabezaría ese pírrico listado). Y hemos de alegrarnos de que la gente vea estas cosas y no La ruleta de la fortuna o Farmacia de guardia, pero también hay que ser conscientes de que, al final, son productos casi matemáticos (un pico de acción o un giro inesperado en la trama cada 8 minutos, etc etc.) salidos de una fábrica muy bien engrasada por lobbies y anunciantes de todo tipo de productos deleznables, con el sector armamentístico a la cabeza. Y es que la claudicación ante la banalización del uso de armas por todo quisqui en absolutamente cualquier situación es desarmante (perdidos en una isla, en Miami o en Madrid -pues sí que han mejorado los americanos desde aquel McGyver en Euskadi, eh?): en último término son series de pistoleros a mayor gloria del belicismo imperante (este militarismo es igual de irritante en películas como Batman Begins). Esto era algo más aceptable en los westerns, pero hoy en día se lleva la veracidad, la verosimilitud y el realismo y esta gente se gasta millones en hacer que todo parezca plausible pero luego lo llenan todo de pistolas, revelando así que al final son ficciones adrenalínicas sobredopadas de testosterona, cuyas diatribas argumentales siguen girando en torno al bien y el mal, el propósito teleológico de la vida y todo tipo de pseudo-dilemas morales predigeridos que no admiten apenas tonos de gris.